Hasta 1000 Habitantes de 1.000 a 10.000

Mansilla de las Mulas

Mansilla de las Mulas

Mansilla de Las Mulas, villa amurallada situada a 17 Km. de León y a orillas del río Esla, es una encrucijada dentro de los Caminos de Santiago. Mansilla es punto de unión entre el Real Camino Francés y la Vía Trajana que desde este punto discurren juntos hacia Santiago de Compostela. Además, desde Mansilla parte el ramal denominado Ruta Vadiniense o Camino Lebaniego que tomando dirección norte une al Camino Francés con la Ruta Norte atravesando los Picos de Europa. Mansilla es por tanto una etapa importante y un paso obligado de los peregrinos.

Pero el Camino no es su único valor patrimonial. La villa conserva aún buena parte de su muralla medieval que data probablemente de antes del año de la repoblación, 1181. Este recinto murado fue declarado Bien de Interés Cultural en 1931 con la categoría de Monumento y también forma parte del catálogo de Bienes Protegidos de la Junta de Castilla y León.

En torno a las murallas se encuentra en la villa un rico patrimonio. Las antiguas puertas de la muralla, San Agustín, la del Castillo y la de la Concepción que es la entrada al pueblo de la Calzada Romana. Los Cubos, seis torres albarranas semicirculares adosadas a la muralla para su defensa. El puente medieval formado por ocho bóvedas de cañón construido en el siglo XII y rehecho en el XVI. La antigua Iglesia de San Martín (siglo XIII) hoy destinada a usos culturales como Casa de Cultura y la iglesia parroquial de Santa María, edificio del siglo XVIII construido sobre un templo anterior. El convento de San Agustín, fundado en 1491, que llegó a tener cátedras de gramática y latín. Hoy es sede del Museo Etnográfico Provincial, el más importante de nuestra Comunidad junto con el de Zamora. Las plazas porticadas de la localidad como la del Grano, la de la Leña o San Nicolás, constituidas ya en el siglo XV, integradas en un casco urbano de trazado medieval donde son característicos los cruces en ballesta de sus calles. Las áreas de descanso que existen en el municipio tanto para los peregrinos como para los visitantes como son las zonas verdes de la Fuente de los Prados y el Postigo, ambas situadas a orillas del río Esla.

No menos importante dentro del patrimonio de la villa son las ferias y mercados que se celebran cada año, lo que convierte a Mansilla en el núcleo más dinámico de la comarca.

El Ayuntamiento de Mansilla de las Mulas organiza, en torno a las fechas de Santiago Apóstol, el último o penúltimo fin de semana de julio, sus Jornadas Medievales, que intentan recrear durante dos días el ambiente y el espíritu de una época que durante varios siglos vivió la villa. Las viejas murallas de la localidad sirven de marco para ese evento, que además quiere ser un acontecimiento turístico y cultural. Mansilla de las Mulas es localidad pionera en la provincia de León en organizar jornadas de esta índole.

Durante la última semana del mes de Agosto se celebra la Feria del Tomate, un certamen dirigido al reconocimiento y exaltación del Tomate de Mansilla (por ser producto singular que persigue su denominación de origen) que coincide en el tiempo de la recolección entre agosto y septiembre.

La situación geográfica estratégica de Mansilla de las Mulas, como lugar de encuentro de dos zonas con economías diferentes, la Montaña y la Vega del Esla (además de ser cruce de caminos, como se ha dicho) ha influido también en la celebración de importantes Ferias desde antiguo. Es el caso de la Feria de San Martín, heredera de los antiguos mercados medievales y una de las diez Ferias más antiguas de España. Presenta ahora una orientación diferente, lejos del carácter agroganadero de antes y más de escaparate multisectorial, de maquinaria agrícola y de productos agroalimentarios de la provincia y de la región.

Mención especial merece un acontecimiento entrañable para los mansilleses: la Peregrinación de la Virgen de Gracia, patrona de la villa, que transcurre desde la iglesia del Mercado de León hasta su ermita en Mansilla de las Mulas y en el que participan alrededor de medio millar de caminantes-peregrinos, acompañados de pendones leoneses. Se celebra el primer domingo de septiembre y está declarada Fiesta de Interés Provincial.

Por último, cabe señalar el atractivo gastronómico de Mansilla de las Mulas, con el tomate citado como producto estrella y el bacalao al estilo mansillés como plato emblemático. Mansilla tiene acreditada fama como lugar hospitalario y villa del buen comer, en los numerosos mesones y restaurantes de la villa del Esla.

Sahagún

Sahagún

Sahagún es un municipio y villa española situada en el sureste de la provincia de León, en la zona noroccidental de la comunidad autónoma de Castilla y León. Ubicada entre los ríos Cea y Valderaduey, se encuentra en la comarca Tierra de Sahagún, la cual comparte con otros municipios limítrofes como Cea, Grajal de Campos o Calzada del Coto. Es, además, cabeza de partido judicial.

Situada en las vegas del río Cea y del Valderaduey, nació a la sombra de un santuario dedicado a los mártires Facundo y Primitivo y se consolidó en el siglo XI con la llegada de la Orden de Cluny y la concesión del fuero a la villa por el rey Alfonso VI de León. Durante su reinado Sahagún ganó en importancia con el impulso dado a la ruta jacobea y la introducción en la península de los ritos y usos cluniacenses frente a los visigóticos, lo que propició el incremento del comercio y extendió la influencia de la villa sobre una extensa área geográfica. Después de mantener su importancia durante el medievo, la decadencia de la villa fue progresiva, acentuándose la misma por la desamortización de Mendizábal. En 1931 fue la segunda localidad española, después de Éibar, en proclamar la Segunda República.

Su patrimonio histórico y monumental, así como diversas celebraciones que tienen lugar a lo largo del año, entre las que destaca la Semana Santa, la convierten en una localidad receptora de turismo nacional e internacional. Entre sus monumentos más representativos se encuentran la Iglesia de San Lorenzo, la Iglesia de San Tirso, el Santuario de la Peregrina y las ruinas del Monasterio Real de San Benito, todos ellos declarados Bien de Interés Cultural.

Esa importancia cultural se ve acentuada por ser lugar de paso del Camino de Santiago y por pertenecer a la Federación de Lugares Cluniacenses. En 2009 la villa celebró el IX Centenario del fallecimiento del monarca Alfonso VI, motivo por el cual se llevaron a cabo diversas actividades conmemorativas en forma de congresos y publicaciones.

Valencia de Don Juan

Valencia de Don Juan

Valencia de Don Juan también conocida como Coyanza, un municipio ideal para disfrutar del entorno, la naturaleza y el descanso, sin dejar de lado el ocio y el entretenimiento. Paseando por la ciudad podremos admirar algunos hermosos ejemplos de la arquitectura más tradicional y contemporánea.

La estrella indiscutible de esta villa es su vistoso castillo, obra maestra de la arquitectura gótica militar de finales del siglo XV, declarado Monumento en 1931. Desde su atalaya sobre el Esla vigila la comarca, siendo la seña irrefutable de Valencia de Don Juan. La Torre del Homenaje alberga en su interior el Museo del Castillo de Valencia de Don Juan.

Es el lugar indicado para disfrutar de gratificantes paseos al aire libre, realizar actividades deportivas y excursiones, contemplar su conjunto histórico monumental, participar en las ferias y mercados, visitar restaurantes, mesones y bodegas, divertirse en la vida nocturna de pubs y terrazas.

El pueblo más bello 2020

Buscamos el pueblo más bello de Castilla y León por su belleza, su patrimonio, su cuidado en todas sus calles, fachadas y ornamentos.

El pueblo más bonito por aclamación.

Resumen